Andrea y Rafa: Un día mágico.

“El amor no mira con los ojos, sino con el alma”

William Shakespeare

Bondad, generosidad, alegría, son solo algunas de las cualidades de esta pareja. Cuando comenzamos a trabajar en esta boda, jamás nos imaginamos este (pre)final. Muchos pensaréis que fue un final agridulce pero yo, sin embargo, lo veo como la ante sala de una gran celebración que tendrá lugar dentro de unos meses. Como ya sabéis las restricciones que se han establecido en Murcia ha supuesto la cancelación de muchas bodas desde el 24 de agosto. Andrea y Rafa no querían dejar de consolidar su amor; querían que ese día fuera muy especial. Aún recuerdo a Andrea durante los preparativos la mañana de la boda: “Mafe, estoy muy contenta. Pese a todo lo vamos a disfrutar muchísimo y cuando podamos haremos una boda de 3 días” 

Andrea eligió a Ines Martín Alcalde para la confección de su vestido. Un vestido sencillo en blanco roto, que quedaba interrumpido por una preciosa espalda en un “Crochet” en hilo de algodón que se repetía en distintos puntos del mismo. Una preciosa mantilla crema terminaba de completar el look. En cuanto a los complementos, destacamos soy delicados pendientes, que su suegra le regaló.

En la iglesia, Rafa esperaba nervioso a Andrea. Paso los minutos de antes jugando con sus sobrinos que eran el cortejo nupcial para el que Marta Ussia confeccionó unos trajes preciosos, con una combinación de estampados y lisos. Preparamos unas bolsas de tela bordadas para las arras y los anillos.

La llegada de Andrea fue muy emotiva. Todos los invitados la esperaban dentro del templo, pero cuando bajo del coche, se empezaron a escuchar aplausos: sus compañeras de trabajo y algunas amigas que no podrían entrar al templo la recibieron entre vítores y mucha emoción.

Las flores de la entrada era solo un aviso de lo que nos esperaba dentro: un precioso pasillo, invadido de flores, con una base verde. Pero Andrea tenía claro que quería un toque de color, que fuera muy alegre.
El altar no quedó exento de miradas, pues seguimos con la composición floral anterior.

La ceremonia estuvo amenizada por un coro de cuatro voces, piano y violin.
Y tuvimos momentos muy emotivos. Andrea y Rafa no paraban de intercambiar miradas cómplices, apretones de manos.
Entre las invitadas, destacamos a la mamá de Andrea, con un vestido azul noche de Roberto Diz.

Y aquí acaba la parte I de #andreayrafaprometidos.

Y solo os puedo decir que: el amor siempre gana.

Fotografía: Liven Photography.

Floristería: Chitina.

Maquillaje: Celeste Martínez.

Peluquería: Belén Zapata.

Vestido novia: Ines Martín Alcalde.

Traje novio: Vilar.